Primavera, la estación del amor


Llega la primavera y con ella el amor. Porque es la estación de las flores, del buen tiempo, de los colores vivos y porque igual que la naturaleza despierta en primavera de su letargo invernal y todo renace, también se produce un renacer en nuestras emociones. Así, la mayoría de la gente considera la primavera la estación del amor, los poetas escriben versos primaverales y las canciones hablan de esos amores intensos de primavera. A pesar de que para algunos esta estación supone también un renacer de las alergias y de los trastornos estacionales, si algo no podemos negar es que "la primavera la sangre altera". Para bien o para mal.

Enamórate en primavera

En mayor o menor medida, todas nos vemos afectadas por los cambios estacionales y la primavera es un punto clave para nuestro ánimo. Despúes de la oscuridad del invierno, nuestro organismo empieza a notar los primeros rayos de sol, llenándonos de energía, vitalidad y optimismo. Incorporamos a nuestro vestuario colores alegres y estampados y eso también se refleja en nuestra actitud.

Además, los días se alargan, hay más horas de luz y nos empieza a apetecer más salir a la calle y socializar. Las terrazas se llenan de gente y los primeros días de la primavera son perfectos para sentirnos agradecidas por el buen tiempo y eso se nota en nuestro buen humor. Qué mejor momento para enamorarse.

Muchas empiezan a notar en primavera ciertos cambios hormonales, con las emociones a flor de piel y más sensibles a cualquier gesto masculino. Que en primavera somos más receptivas para el amor, es algo que confirman hasta los científicos. Pero no nos hace falta ninguna ciencia para saber que se trata de la estación ideal para iniciar un romance lleno de pasión.

Amor primaveral

Porque somos conscientes de la cantidad de veces que hemos caído en un enamoramiento loco en los inicios de la primavera. Quizás porque queremos imitar el despliegue de colores y olores tan característico de esta época, sintiendo nosotras también cualquier emoción de forma más intensa. O quizás porque nuestros sentidos necesitan despertar tras el frío del invierno.

Ese chico del gimnasio con el que has coincidido todas las tardes de invierno, ahora te empieza a mirar de otra manera. ¿Es él el que ha cambiado su actitud o eres tú la que ahora está más predispuesta para inciar una historia de amor?. Sea como sea, el caso es que esta primavera quedará marcada con un amor. Eso seguro.

Ahora bien, no conviene perder la cabeza totalmente y tenemos que ser conscientes de la fugacidad de esos amores de primavera. Porque una cosa es que con tantas cosas floreciendo a tu alrededor te apetezca enamorarte y otra cosa es que ese flechazo se convierta en una relación duradera. Teniendo esto claro, así como el hecho de que en el amor todo puede pasar, prepárate esta primavera para vivir la mejor historia de amor.
fuente: diario femenino

Selección de artículos para ti 

Lo más leído

Tips de Estilismo Para Chicas Curvy

10 Características de la mujer moderna

Cómo detectar si tienes un esposo gay